Hace 9 años, el 19 de marzo de 2011, comenzaba la guerra imperialista de Estados Unidos y la OTAN contra Libia. En aquel momento, partidos e intelectuales supuestamente de izquierdas apoyaron esa agresión contra el pueblo libio y Muammar al Kadhafi, defendiendo las llamadas “primaveras árabes”. En aquel momento, el Jefe del Estado Mayor de Defensa era uno de los actuales dirigentes más importantes de Podemos y jefe de gabinete de Pablo Iglesias.

 

El Partido Comunista de Venezuela (PCV) y el Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT) unen sus voces para repudiar los actos de agresiones, represión y hostigamiento policial contra dirigentes obreros petroleros en el occidente del país, con la finalidad de intimidar a la clase obrera y doblegarla para que no se pronuncie ante las violaciones a los derechos laborales y por una salida revolucionaria a la crisis. 

El día 2 de enero del presente año, en un acto de terrorismo de Estado y violando las normas más elementales que rigen el Derecho y las relaciones internacionales, el presidente Donald Trump de los Estados Unidos ordena el asesinato de uno de los más importantes dirigentes de la República Islámica de Irán, el general Qasem Suleimani jefe del cuerpo de los Guardianes de la Revolución, y segundo cargo en importancia en la jerarquía del país después del jefe del Estado, el Ayatollah Ali Jamenei.

Trataba de actualizar Unidad y Lucha (UyL) la situación de la confrontación/guerra del imperialismo contra la República Bolivariana de Venezuela, cuando, de la noche a la mañana, el imperialismo norteamericano decide dar oxígeno a su pelele y marioneta en este país bolivariano; ¿no tiene ningún otro personaje en la oposición que pueda liderar el asalto al Palacio de Miraflores?, porque este personaje amoral no dispone de ninguna virtud humana que le permita agrupar a ciertas mayorías de ciudadanos venezolanos que, faltos de conciencia de clase, interpreten que “el régimen de Maduro” es el causante de sus penurias.

Del 13 al 24 de Noviembre , un nutrido grupo de camaradas y simpatizantes del partido visitó Cuba, en base a un acuerdo del PCPE con el Partido Comunista de Cuba.

El contenido del viaje tenía carácter político, y los participantes del grupo tuvieron oportunidad de conocer de cerca la revolución cubana, su construcción del socialismo.

También las consecuencias del criminal bloqueo económico, financiero y comercial que EEUU impone al pueblo cubano desde hace seis décadas.

El 3 de Diciembre de 2019, se reunían en Londres veintinueve países de la OTAN para celebrar el 70 aniversario de su alianza.

Esta reunión se produce en una etapa definitiva para el imperialismo. El encuentro ha estado marcado por las discrepancias estratégicas. Los dirigentes políticos de algunos miembros de la OTAN se disputan el liderazgo y el control sobre las guerras. Desde las declaraciones de Macron calificando de muerte cerebral con respecto a la OTAN, hasta la amenaza de Erdogan exigiendo se declaren terroristas a las milicias kurdas apoyadas por EEUU en la guerra Siria, pasando por propuesta de acuerdo para frenar el desarrollo comercial de China.

Ante esta situación de crisis entre los gobiernos participantes de la OTAN para repartirse el mundo, es necesario recordar que la OTAN en su artículo quinto se declara como organización defensiva, que actuará defendiendo a cualquiera de sus miembros, que se considere atacado.

El conflicto del Sáhara y la situación en la que se haya el pueblo saharaui es un problema sin resolver como consecuencia del colonialismo español.

España desoyendo la resolución número 1542 de la Asamblea General de la ONU del 15 de diciembre de 1960 que conminaba a las potencias coloniales a iniciar los procesos de descolonización, no aplicó dicha resolución y renunció a sus responsabilidades de potencia colonia en el Sáhara en vez de garantizar el proceso que condujese a  la independencia de dicho territorio.

En la localidad liberada de Tfariti, se ha celebrado el XV Congreso del Frente Polisario que ha afrontado un debate trascendental para la supervivencia del pueblo saharaui, la recuperación del territorio ocupado por Marruecos y, por consiguiente, la auténtica liberación, soberanía e independencia de la República Árabe Saharaui Democrática.

Más de 2.400 delegados y delegadas han estado debatiendo desde el 19 al 23 de diciembre en este XV Congreso que ha estado precedido por la Conferencia Nacional que sesionó en los tres días precedentes para ir avanzando los trabajos congresuales.