No conocí a Ian Rand (1905-1985) hasta la referencia que hace de ella David Harvey en Breve historia del neoliberalismo. Aunque, hasta donde sé, Rand no era muy conocida en España, sí pertenece a la cultura popular estadounidense e influyó en la concepción de la individualidad de los Friedman (padres del neoliberalismo) y compaña. De El manantial, su novela más famosa, se hizo una versión cinematográfica con Gary Cooper (1949) y The Simpson, por ejemplo, también la homenajean. Hoy en día en España ya se usa el adjetivo randiano para definir la subjetividad emprendedora, libre, capitalista… el sujeto neoliberal.

En nuestras sociedades existe una creencia con un creciente número de adeptos acerca de que el progreso científico-tecnológico es la solución a todos los problemas de la humanidad. En esencia, se llega a pensar que cuestiones tan trascendentales como la pobreza o la desigualdad pueden ser superadas de forma natural en un mundo tecnológicamente muy avanzado y dirigido por una especie de elite científica. Esta visión recuerda enormemente a la del reduccionismo económico, más comúnmente conocido como economicismo.

 

Cuando estudiamos la historia o analizamos nuestro presente siempre consideramos la naturaleza como una constante. Una naturaleza inmutable. Hasta tal punto que en nuestros análisis desaparece.

Las eras de cambios ecológicos provocan crisis, como la que estamos sufriendo, y nos hacen prestarle atención a la naturaleza. El historiador francés Fernand Braudel usó para el estudio de las historia tres temporalidades, siendo una de ellas la llamada longue dureé (larga duración). Con esta temporalidad Braudel introducía en el análisis histórico marcos geográficos, ecosistemas, etc. Pero la característica de éstos es que su cambio, variación, es muy lenta. En otras palabras, son muy estables en el tiempo.

Así, el clima se entendía como una constante que sólo cambiaba de eras glaciales a periodos interglaciares, del orden de decenas de miles de años, realizándose la transición de un periodo a otro lentamente. El propio Braudel y otro historiador francés, Emmanuel Le Roy Ladurie, sospecharon, dadas las investigaciones de Ladurie, que el clima de un periodo a otro puede sufrir variaciones y no es tan estable como se podría imaginar. Pasar de épocas más frías a otras más cálidas, del orden de 1º a 2º C. Estas magnitudes aunque muy pequeñas tienen un impacto bestial en el clima.

A la Presidencia del Gobierno de España

Sr. Presidente:

El pasado día 4 de marzo de 2019 el embajador del Reino de España en Venezuela, Jesús Silva Ramírez, acudió a recibir al autoproclamado “presidente” de Venezuela junto a un pequeño grupo de embajadores, todos ellos convocados a este recibimiento por las directrices de Estados Unidos.

Al día siguiente el embajador español convocó una reunión en la residencia de la embajada de España en Caracas a la que asistieron 9 embajadores de países aliados de EEUU para fijar posiciones comunes en su actuación contra el presidente legítimo de Venezuela Nicolás Maduro.

Hay que señalar que en Caracas existen 70 embajadas, que 139 países no reconocen esta autoproclamación, que tampoco lo hacen la Organización de Estados Americanos (OEA), ni el Consejo de Seguridad ni las propias Naciones Unidas.

Estimados camaradas:

Me dirijo a mis camaradas del PCPE, como expuesto arriba este enlace que en su día publico nuestro partido por una Denuncia que nos puso la policía municipal de Jumilla (Murcia) esta fue a por nosotros por hacer una concentración en la puerta del Ayuntamiento de mi pueblo, el permiso que se  hizo  por ventanilla publica tanto nuestra alcaldesa así, como la policía local se traspapelo, hecho este como comunista es nada más y nada menos que amedrentarnos para que no luchemos, y nos aplicaron la ley mordaza, como sabéis esta es una ley represiva para tocarnos el bolsillo,  el día 8/2/2019, el compañero Blas y yo recibimos de la Delegación del Gobierno de Murcia el pago   300  € a cada uno a pesar de hacer nuestra alegación el último informe fue por parte de la policía local de mi pueblo con más carnaza para nosotros, en fin hemos decidido de pagar tal “infracción” de la ley burguesa.

La coordinadora de Pensionistas Estatal   de nuestra Región, se va hacer una aportación para pagar esta “infracciones” burguesas no nos van acobardar ni amedrentar sobre todo a los dos denunciado, estamos convencidos que nuestra lucha es socialmente  justa y estamos luchando por las pensiones de nuestra clase.

 

Surge la idea de este artículo del revolcón de tripas y corazón que a cualquier valenciano le provoca leer que la Unió de Llauradors i Ramaders (COAG) afirma que este año se quedarán sin recoger en el campo más de 500.000 toneladas de cítricos y que la campaña se cerrará con más de 200 millones de pérdidas http://launion.chil.me/post/la-unio-de-llauradors-estima-les-perdues-de-la-campanya-citricola-en-mes-de-200--248101?l=CA Responsabiliza La Unió de esta situación al Acuerdo entre la Unión Europea (UE) y los países del África del Sur, que ha inundado el mercado de naranjas y mandarinas producidas en Sudáfrica y poco más avanzan los compañeros/as en su denuncia y análisis, proponiendo como solución y salvación del sector la firma de una clausula de salvaguarda que en el marco del Acuerdo proteja la producción de cítricos en España. Desearíamos que así hubiera sido, pero la realidad demostró que la “europeidad” del breve gobierno de Pedro Sánchez y del resto de partidos parlamentarios, excepto Compromís, no lo iba a consentir. La disciplina y las necesidades de los monopolios europeos se sitúan por encima del presente y futuro del medio de vida de decenas de miles de familias campesinas y jornaleras. Efectivamente, como medida a corto plazo sería una solución provisional a la situación de quiebra de este sector del agro tradicional, pero ¿por qué no situar más allá el análisis y buscando la verdadera causa de esta quiebra, abordar las reivindicaciones necesarias para salir definitivamente de esta situación que hemos particularizado en los cítricos, pero podemos hacer extensiva a todo el campo español?

En el día de hoy, 4 de marzo de 2019, ha fallecido el camarada Fernando Ferraz Pumares, militante comprometido en Valencia, miembro del Comité Central del PCPE hasta su anterior congreso, en el que tuvo que retirarse para plantar batalla a una larga enfermedad.

En breve se publicará un artículo en esta misma web, reconocimiento a su trayectoria y compromiso en el Partido.

 

En el día de hoy, ha finalizado el procedimiento iniciado por nuestro Partido contra el uso ilegal de las siglas del PCPE, y en el que, finalmente, los elementos escindidos del Partido en abril de 2017 han tenido que reconocer la falsedad de sus actuaciones, asi como que no son miembros del PCPE, retirando del Registro de Partidos Políticos del Ministerio del Interior todos los documentos falsos que presentaron después del X Congreso, incluido todo lo relativo a su imaginario e ilegítimo Congreso.