El papel de la mujer cubana en la Nueva Trova Cubana ocupa un lugar relevante gracias a las canciones de Sara González. Llegó a musicalizar “Versos Sencillos” de José Martí, sobre la base de la idea de divulgar a José Martí, en la misma clave que se llevó la campaña de alfabetización en Cuba para declarar a Cuba : “Primer país latinoamericano libre de analfabetismo”. Se entendió que la música podía ser un arma de concienciación demoledora.

Su formación musical viene de la mano de uno de los grandes maestros de la música del siglo XX: Leo Brower. Ha actuado por América latina, Unión Soviética, Angola y Europa. En sus conciertos ha estado acompañada por los cantantes de la Trova Cubana, Joan Manuel Serrat, Daniel Viglietti, Chico Buarque, Mercedes Sosa, Peter Seeger y muchos más.

Los vinilos con las canciones de Víctor Jara fueron el equivalente a la vietnamita que reproducía miles de folletos para las huelgas y movilizaciones hace más de 30 y 40 años. Aquellas canciones nos acompañaban permanentemente, nos golpeaba los acordes de la guitarra del cantautor en nuestra conciencia que se iba labrando en luchas y muestras de solidaridad con las justas causas contra el imperialismo y el capitalismo.

Sobre la fábula es usual remontarnos a la antigua Grecia con Esopo. Luego encontraremos las versiones posteriores de Fedro en la antigua Roma. Los animales como personajes de parábolas los encontramos en “El Conde Lucanor”. Lafontaine renovó la fábula e influyó en Tomás de Iriarte y Samaniego. Luego encontramos la ballena moby Dick, las hormigas de Maeterlink. Especial mención merecen “Los Cuentos de la Selva” de Horacio Quiroga y “El Libro de la selva” de Kipling. Borges hizo una antología de los animales imaginarios del medievo.

Existe un relato casi escondido en un libro. En la narración encontramos una trama detectivesca como si fuera una novela negra. Nos recuerda a las estelares narraciones de Edgard A. Poe o Chesterton. Una ciudad con atmósfera misteriosa y personajes de espionaje que deambulan por hoteles.

André Malraux, novelista, aventurero y político francés nacido en Francia en 1901 en el seno de una familia acomodada, fue un personaje característico de la cultura francesa de la primera mitad del siglo XX en el que convergieron los elementos novelados del escritor, su compromiso político por la libertad y su deseo irrefrenable de aventura.

Hace 80 años del golpe de Estado de Franco y el comienzo de la contienda, la lucha contra el fascismo. Vamos a reivindicar la memoria de una militante comunista excepcional: Lina Odena. Existe un libro de viñetas sobre su vida combativa. Jorge García se encargó del guion y Carlos Maiques emprendió los dibujos de las historietas. Se basarán en testimonios recogidos de quienes la conocieron, fundamentalmente parten de la aportación bibliográfica de la obra de Manuel Moreno “Lina Odena. Lluita de Dona” que fue publicada en 2008.

Un texto puede ser un telegrama, una fotografía, un pictograma, un poema, un lienzo, una película, un objeto,un jeroglíco, un pergamino, una novela…sobre la semiótica existen infinidad de páginas escritas desde Barthes a Umberto Eco... Lotman hablaba de Semiosfera.

A pesar de que sea el centenario de su nacimiento hablaremos de los libros de Blas de Otero. Olvidado durante décadas. Supuso el viaje del ensimismamiento al nosotros. Dominó extraordinariamente tanto el soneto como el versículo. Aprendió de las obras maestras de los clásicos místicos del siglo XVI, del versolibrismo del siglo XX, así como de la maestría literaria de Miguel Hernández. En los años 50 pasó un tiempo en París. Viajó a la URSS y a China en 1960 y después residió en Cuba. A su regreso se comprometió en la lucha antifranquista.