Compartir

Como en dos artículos anteriores hemos desarrollado (marzo y mayo), en el Campo de Golf de Benalup-Casas Viejas, aún existe una plantilla de 62 (que llegaron a ser más de 100) trabajadores y trabajadoras que después de 10 meses sin cobrar sus salarios, continúan en Lucha por sus puestos de trabajo.

A las nefastas consecuencias que se derivan de la no percepción de salarios, (huelga decir el perjuicio irreparable que supone para los trabajadores y trabajadoras y sus familias), se les une la problemática que supone tener un órgano de representación unitaria, Comité de Empresa, que no defiende, ni responde a los intereses de la totalidad de la plantilla.

Un Comité, que como ya dijimos en marzo, llegó a firmar un cambio, auspiciado por la Administración Concursal, de contrato para la plantilla, de fijo, a fijo discontinuo, que no admitió la autoridad laboral. Y como dijimos en mayo, respalda la propuesta de ERE realizada por los Administradores Concursales.

Una parte mayoritaria de los 62 trabajadores y trabajadoras, en la última reunión Administración-Comité, rechazó esta propuesta, ya que quieren seguir manteniendo sus puestos de trabajo.

Dadas las angustiosas condiciones económico-familiares en las que se encuentran, plantearon como alternativa un ERTE, que permitiendoles cobrar el desempleo y paliar en parte la no percepción de sus salarios (argumento principal de los que proponen el ERE como fórmula magistral), pero dejando intactas sus opciones de reincorporación al puesto, en el probable caso (existen varias ofertas presentadas) de que llegue un inversor para hacerse cargo de la actividad, y así lo deseen los trabajadores, ya que podrán también , en un caso hipotético, no continuar en el puesto si no es su decisión. Pero de esta forma, existe un compromiso legal, y no un acuerdo de buena voluntad entre Comité y Administración Concursal, de que llamarán a los trabajadores y las trabajadoras, cuando llegue el nuevo inversor,...¡que buenos son!

Pese a las dificultades, maniobras e intenciones de división, a las que se enfrentan los trabajadores y las trabajadoras, gracias al paso al frente de sindicalistas que no se han dejado engañar con falsas promesas e imposiciones desde la dirección del sindicato mayoritario en el Comité, al que pertenecían y han abandonado, para buscar mejores opciones de trabajo sindical. La plantilla está respondiendo en la defensa de sus intereses colectivos.

Hay que decir que este Comité, que quema sus últimos cartuchos está deslegitimado por los trabajadores y trabajadoras, que en mayo presentó la revocación del mismo. Y que se enfrenta a un escenario de elecciones sindicales en julio,...con bastantes peores expectativas que nunca, ...antes era sindicato único en la empresa, y ahora no es así,...sus causas están claras,... el precio de no defender los intereses de los trabajadoras y las trabajadoras, para servir como correa de transmisión de los intereses patronales.

Desde UyL estamos siguiendo los frutos de la Lucha, que se multiplicarán en estos días previos a la reunión que ha solicitado el presidente del Comité de Empresa a la jueza “para tratar el tema y hacerle ver la urgencia del caso”. Es decir ejercer presión en favor de la medida planteada por los Administradores Concursales, que rechazan la mayoría de los trabajadores y las trabajadoras,... un ejemplo de sindicalismo para no imitar.

Estamos muy pendientes de este conflicto.

¡Todo para la Clase Obrera!