Compartir

 

Es difícil encontrar el día en que al levantarte por la mañana no leas sobre el cierre de una nueva empresa, no oigas por las calles conversaciones sobre el primo o el hijo en el paro, y es que la crisis capitalista está llevando a Asturies a convertirse en un caladero enorme de parados y de jóvenes y no tan jóvenes que se están viendo obligados a emigrar en busca de algún tipo de futuro.

Pero además de leer sobre cierres también se ve y se lee la lucha, y es que lo primero que nos llama la atención al pasar por delante del mítico Hotel León de Gijón, es su enorme cartel en el que nos indica que los trabajadores están en encierro permanente, que es el momento de la lucha, y es que no es para menos, sus veintitrés trabajadores llevan ya cerca de medio año sin cobrar, pero por si esto no era suficiente, se aprovechó para llevar adelante el descuelgue del convenio.

La empresa propietaria, Hermanos Tascón, con una deuda de más de 6.000.000 de euros por su gestión al frente de otro de sus negocios, el Hotel Palacio de la Llorea, ha llevado a la quiebra a la empresa, y con ello se ha aprovechado para tener a los trabajadores varios meses sin pagar, hasta que estos deciden denunciar a la empresa, momento en el que esta anuncia el cierre y el citado descuelgue.

Pero los trabajadores han decidido pasar a la ofensiva, ocupar el hotel y luchar por sus salarios y sus puestos de trabajo, por eso cada miércoles salen a la calle, por eso se unen en apoyo al resto de trabajadores en lucha, porque saben que solo la unidad y el apoyo de toda la clase obrera les llevará a conseguir llevar adelante sus legítimas demandas, y en esa lucha, los comunistas del PCPE seguiremos apoyándoles y luchando a su lado.