Compartir

Estimada ministra:

Nos dirigimos a Vd. como Comité Estatal de la Federación Sindical Mundial que, como debe saber, es la más antigua de las organizaciones sindicales mundiales de clase, fruto de la unidad del sindicalismo vencedor del capitalismo representado por el fascismo y sus correligionarios ideológicos y políticos.

Es la FSM una organización unitaria surgida en 1945 que ha sido objeto de múltiples persecuciones, marginaciones, detenciones, torturas y asesinatos en defensa de los intereses de la clase obrera mundial y de los sectores populares asociados.

Permítanos que en nombre de nuestros principios, de nuestra trayectoria y de nuestra práctica sindical mundial, nos dirijamos a Vd. para mostrarle la enorme preocupación que tenemos por la aplicación que la patronal está haciendo, en sus distintas versiones, y que mucho nos tememos continuará haciendo, de los Decretos-Leyes que su ministerio, sus compañeros de Gobierno y, en suma, el conjunto del Gobierno, está anunciando ante la gravísima situación de crisis sanitaria y por extensión laboral y social que la pandemia vírica está generando en nuestro país.

Entendemos que si en 2008 la crisis del capitalismo, que decían coyuntural, tuvo su origen en el sector financiero, y que fue terrible para la clase obrera, en la actual, la crisis sanitaria va a tener unas consecuencia sociales, laborales y personales para todos y cada uno de los miembros de la clase obrera del Estado español que les recordará, en muchos casos, los peores años de la posguerra franquista de sus padres y abuelos. Creemos, tenemos pruebas de ello, que la patronal va a aprovechar la coyuntura para realizar otra mutación hacia adelante de las condiciones de trabajo, de las formas de trabajo y de las relaciones laborales.

Lo anteriormente señalado no es un intento de magnificar intencionadamente la terrible situación en que están quedando miles y miles de trabajadores por la aplicación criminal, miserable y delictiva que la patronal de la CEOE y CEPYME están haciendo de todos y cada uno de los Decretos-Leyes que su ministerio y su gobierno están promulgando. Y como no queremos que parezcan estas líneas una literatura de propaganda al uso, nos permitimos señalar algunos, solo unos pocos ejemplos con nombres y apellidos de empresas en que está violando sistemáticamente el espíritu y la letra de los anteriormente señalados Decretos-Leyes.

  • Telefónica ha incumplido sistemáticamente la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y el RD 6/2008 en materia de dotación de Equipos de Protección Individual para la plantilla que no puede teletrabajar así como para las contratas y subcontratas que siguen accediendo a los centros de trabajo.
  • Ayesa aprovecha la coyuntura para despedir disciplinariamente o por no superar el período de pruebas a trabajadoras y trabajadores.
  • Financiera El Corte Inglés presenta un ERTE para la plantilla que no puede ejercer el teletrabajo, pasando el coste salarial al estado, cuando en su mano estaría el cambio de funciones de los y las afectadas o los Permisos Retribuidos Recuperables.
  • Zara presenta un ERTE para 25.000 trabajadores y trabajadoras, con lo que supone para las arcas del estado, mientras se jacta de la donación de unas migajas de sus multimillonarios beneficios en base a la explotación, incluso, de menores de edad.

-Y muchas empresas más pequeñas, como Sittel, Intra, aeroportuarias... tratan de adaptar la nueva legislación a su conveniencia y los Permisos Retribuidos Recuperables serán, finalmente, restados de los períodos vacacionales. En la práctica, están siendo obligados a disfrutar de sus vacaciones en el período de confinamiento.

Como hemos señalado anteriormente, nos tememos que el objetivo estratégico de la patronal pasa por cierres de empresas, despidos masivos, bajadas de salarios.

Aprovechamos la ocasión para mostrarnos totalmente en contra de una segunda versión de los Pactos de la Moncloa que tan nefastos fueron para la clase obrera y los sectores populares.

Deseamos señalarle también que creemos firmemente que la solución para la clase obrera no pasa por salvar el actual modelo capitalista mundial de corte imperialista y neoliberal, ni aunque se gestione bien. La solución para el futuro pasa por prácticas concretas como la nacionalización de los sectores claves para que la Sanidad, la Educación, los Servicios Sociales y la producción estén al servicio de la mayoría que, como Vd. bien conoce, es la clase obrera y los sectores populares de iguales o parecidos intereses. No quedaría completa nuestra reflexión si no le dijéramos que nuestro objetivo irrenunciable es el socialismo, que entendemos como expresión de la propiedad colectiva de los medios de producción puestos al servicio de la clase obrera y sus aliados y en los que la oligarquía mundial representada por el imperialismo norteamericano, sus socios de la UE y sus mercenarios asiáticos solo fuera un mal sueño.

Nos despedimos de Vd. afablemente, de su amabilidad y comprensión para con nuestra misiva y lo hacemos en espera de poder discutir e intercambiar opiniones respecto a las ideas y propuestas que le sugerimos.

Luis Miguel Busto Mauleón

Coordinador Comité Estatal de la FSM en España