Compartir

 

El Partido Comunista de Venezuela (PCV) y el Frente Nacional de Lucha de la Clase Trabajadora (FNLCT) unen sus voces para repudiar los actos de agresiones, represión y hostigamiento policial contra dirigentes obreros petroleros en el occidente del país, con la finalidad de intimidar a la clase obrera y doblegarla para que no se pronuncie ante las violaciones a los derechos laborales y por una salida revolucionaria a la crisis. 

De manera particular condenamos el ataque sufrido el día jueves 13 de febrero, en el Municipio Lagunillas del Estado Zulia, contra el hogar de los camaradas Dolores Herrera y Gustavo Yánez -militantes comunistas, dirigentes sindicales e integrantes de la Corriente Clasista de Trabajadores Petroleros "Jesús Faría" (CCT-CV)-, cuando un grupo armado, con la anuencia de las autoridades policiales y del alcalde Leónidas González, asaltó la vivienda de la pareja de camaradas, siendo desalojados violentamente y despojados de sus enseres personales (allí habitan desde hace 14 años la pareja y sus dos hijos menores de edad). 

De igual modo se ha desatado una persecución policial-militar contra trabajadores petroleros organizadores de asambleas obreras en el Zulia. En este caso particular, previo a la asamblea de petroleros que se realizaría en Lagunillas, fueron ilegalmente privados de libertad por el DIGECIM dos dirigentes obreros, quienes fueron liberados varios días después presentando signos de tortura. Entre los perseguidos por este organismo de seguridad del Estado se encuentran los camaradas Gustavo Yánez y Jorge Barraez, militantes del PCV e integrantes de la CCT-CV, además de otros trabajadores y dirigentes obreros. 

De forma enérgica exigimos el cese de todo hostigamiento y persecución contra los trabajadores petroleros que convocan y participan en asambleas para buscar soluciones a los problemas que enfrentan la clase obrera y el pueblo trabajador en medio del bloqueo imperialista y las inconsecuencias de sectores del Gobierno. Demandamos que a los camaradas Dolores Herrera y Gustavo Yánez se les devuelva su vivienda y sus enseres robados, que se detenga la represión y criminalización de nuestros camaradas Yánez y Barraez y demás trabajadores petroleros que hacen uso de su derecho legítimo a reunirse, y que sean sancionados severamente los funcionarios que persiguen, apresan y torturan a trabajadores que defienden sus derechos. 

Llamamos a las y los trabajadores petroleros a continuar la realización de las asambleas que consideren necesarias para construir la fuerza unitaria y clasista capaz de enfrentar y derrotar a todos los enemigos de la clase obrera y de la patria. 

¡No a la criminalización y represión de las luchas obreras! ¡Respeto al derecho a efectuar reuniones y asambleas de trabajadores! ¡La clase obrera unida jamás será vencida! 

Oscar Figuera Secretario General del Comité Central-PCV 

Carolus Wimmer Secretario de Relaciones Internacionales del CC-PCV 

Pedro Eusse Secretario Nacional del Movimiento Obrero y Sindical del CC- PCV Coordinación General del FNLCT 

Caracas, 15 de febrero del 2020