Compartir

“7 de Noviembre de 1987.
Actividades Festivas en la Plaza Roja. Desfile de las tropas de la Guarnición de Moscú (período de la revolución, guerra civil, Guerra Patria, Fuerzas Armadas Actuales). Discurso de Yazov, desfile de trabajadores de la ciudad de Moscú, evoluciones de los deportistas. En la tribuna se encontraban los dirigentes de los partidos hermanos de los países socialistas.  La recepción en conmemoración  del aniversario 70 de la Revolución de Octubre, se efectuó a las 17:00 horas en el Palacio de los Congresos del kremlin.”

*Vitali I. VOROTNIKOV: Mi verdad. (Notas y reflexiones del diario de trabajo de un miembro del Buró Político del PCUS). La Habana: Ed. Casa Editora Abril, 1995.

Durante estos meses del año del centenario, nuestro 2017, hemos intentado hacer una lectura general de los logros y conquistas sociales que surgieron gracias a los acontecimientos de la Gran Revolución Socialista de Octubre de 1917.

Atrás quedaron los grandes desfiles en la Plaza Roja aquellos 1 y 9 de Mayo, o los 7 de Noviembre. Han pasado poco más de 25 años desde que los Yeltsin y los Putin cambiasen el paisaje socialista  de lo que era el País de los Soviets. A pesar de los nuevos anuncios mercantilistas del Capitalismo más salvaje que invade la actual Federación Rusa  y las antiguas repúblicas soviéticas  a través de las nuevas Citys de brokers y otros esperpentos paridos por el Neoliberalismo; podemos decir que este año las banderas  prosoviéticas del PCPE han ondeado por las calles de Moscú, junto con otros partidos comunistas y obreros del mundo, lo cual nos debe llenar de orgullo a los y las militantes de nuestra organización.  El pasado 14 de Octubre en el Ateneo de Madrid quedó muy claro quiénes hemos sido los abanderados del prosovietismo en los pueblos de España desde Enero de 1984.

Por más que los defensores de Francis Fukuyama y su teoría del Fin de la Historia intenten desprestigiar a la URSS y los Países del CAME; los y las comunistas seguiremos defendiendo la verdad. Y las cifras y hechos reales ahí están. Los únicos países del mundo que han logrado tener una Sanidad, Educación, Cultura y Deporte de corte Universal, Gratuito y Público han sido los pertenecientes al Socialismo Real.

La inexistencia del paro, la libertad de elección de estudios y trabajo desde la infancia son verdaderas pruebas de lo que es un sistema socialista por el que desde hace más de cien años los y las comunistas del mundo luchamos.

El pueblo soviético fue un claro ejemplo de cómo los trabajadores y trabajadoras a nivel mundial pueden emanciparse del yugo capitalista. El primer estado proletario del mundo y plurinacional, donde vivían más de 100 nacionalidades y etnias.

Bajo lo que se denominaba Federalismo Socialista se consiguió aunar a todo un conjunto de pueblos y naciones en favor del Socialismo.

El Internacionalismo Proletario se puso en práctica con el desarrollo de las Universidades Patricio Lumumba y la  Lomonósov en Moscú; ayudando a los y las estudiantes de los nuevos países antiimperialistas emancipados a poder progresar en aras de la clase trabajadora de sus pueblos; así como la formación superior de cientos de nuestros niños de la guerra repatriados, de los cuales muchos de ellos y ellas fueron militantes y fundadores del PCPE.

Y hay que decirlo bien alto, el género humano llegó a su cima intelectual y laboral con los niveles de ciencia, técnica y humanidades adquiridos y puestos en práctica en la Unión Soviética. Los avances en la cura de enfermedades como el cáncer; la protección de los niños y niñas con las casas cunas, guarderías, jardines de infancia y las colonias tipo Artek dejan por el suelo la cantidad de infamias y mentiras que se han realizado desde los partidos burgueses de la UE, EE.UU y otras organizaciones anticomunistas como las carrillistas, y otros esperpentos de la socialdemocracia ubicada en la mal llamada Internacional Socialista...

El papel clave de la mujer trabajadora y campesina en la Revolución Socialista nos debe hacer recordar algunas cifras que en Occidente jamás se llegarán a dar bajo el Capitalismo. El 93% de las mujeres en la URSS, estudiaban y trabajaban. Constituían el 52% de todos los estudiantes de las escuelas superiores, el 40% de los trabajadores científicos, el 68% de los médicos, el 49% de los ingenieros...Sólo en 1983 ya ocupaban a nivel político el 32% de los diputados del Soviet Supremo y de los Soviets Supremos de las 15 Repúblicas Federadas; así como el 50% de los diputados de los Soviets locales...

Podríamos seguir dando cientos de datos y cifras de los avances en el Cosmos y en la lucha por la paz en el Planeta y la utilización de todas las fuentes de energía en favor de la humanidad, reflejados en sus proyectos y rutas estelares denominados como Intercosmos. Palabras como “Spútnik” forman parte de nuestro vocabulario habitual desde que la Unión Soviética convirtiese sus estudios espaciales en una defensa del futuro de la humanidad frente a la barbarie imperialista que proclamaba el “Invierno Nuclear” a través de su “Guerra de las Galaxias” particular con los Reagan, Bush o Trump de turno desgraciadamente tan de actualidad...

Cine, Teatro, Ballet, Pintura, Literatura u Olimpiadas forman el conjunto de ese acervo cultural que llevaba implícito el sello de la URSS, con la hoz y el martillo y la estrella de cinco puntas como parte de un referente primordial para la clase obrera y pueblos oprimidos del mundo. Un siglo después los y las comunistas del PCPE seguimos aquí reivindicando la Gran Revolución Socialista de Octubre de 1917, bajo nuestra bandera: la de los y las prosoviéticos/as.

“(...) -¡Ojalá no demasiado lejano!- en que se cumpla aquello que dijera el líder de los comunistas portugueses Álvaro Cunhal: Aunque las hojas secas hayan caído de los árboles, sus raíces populares mantienen su vigor y generarán nuevos retoños.”

*Vitali I. VOROTNIKOV: Mi verdad. (Notas y reflexiones del diario de trabajo de un miembro del Buró Político del PCUS). La Habana: Ed. Casa Editora Abril, 1995.

Ángel Comonte y Gines Saura