Compartir

¿Cuál es la situación en la que os encontráis, que os ha obligado a ir a la huelga?

Hace cuatro años, en mi empresa, éramos 300 y pico personas. Ahora solo quedamos unos 160, de los cuales solo hay 70 instaladores. Luego está toda la parte de subcontratas y autónomos, porque lo nuestro es una contrata directa de Movistar. Entonces nuestras condiciones, las de los trabajadores en nómina de COMFICA, son mejores en teoría. Nos dan vehículo, gasolina, móvil… Pero luego están las subcontratas, que están un escalón o dos por debajo. Ahí es el dueño el que les paga lo que quiere.

Y luego están los autónomos, que ya directamente negocian individualmente con la empresa. El objetivo de la empresa ya era eliminarnos a los trabajadores en plantilla, porque dicen que les salimos muy caros. Nos presionan: “que no eres rentable, que no llegas a producción, que el autónomo sale cuatro o cinco veces más barato”; cuando vas a pedir las vacaciones, te dicen que las cojas cuando ellos te digan; lo mismo con los personales; cuando pides herramientas, te dicen que no hay, etc. Y luego está el tema de los puntos por cada trabajo. Montar una línea vale tanto, una centralita tanto, cambiar un teléfono tanto… Entonces te piden al día una producción mínima, unos puntos, depende de la subcontrata, depende, dentro de la contrata, si te dedicas a montar ADSL u otra cosa. Movistar es la que dice lo que vale cada instalación, y cada año va a la baja. Lo que ahora vale dos puntos, el año que viene puede valer 1,5 o 1 punto, o lo que quieran. Luego está la empresa, que te puede pedir que hagas un mínimo de puntuación al día: 8, 9 o 10 puntos. Lo que está pasando estos años es que Movistar te baja el baremo de los puntos un 30%, y encima, la empresa te sube la producción. Te están pidiendo que hagas más puntos, pero te bajan lo que vale la puntuación de cada trabajo. Hace 3 años, para cubrir el día, tenías que hacer 3 instalaciones, y ahora te piden 6 o 7 líneas. Han duplicado el trabajo y encima te dicen que eres improductivo. Y con el último “contrato bucle” lo han bajado de tal manera que, dependiendo de a lo que te dediques, tienes que montar 10 o 12 líneas para ser rentable, según ellos. Nosotros tenemos un mínimo, que es el convenio del metal de Catalunya, pero las subcontratas y los autónomos no tienen convenio, tienen un contrato mercantil, y cobran los puntos que hacen, multiplicados por lo acordado con la empresa. A esto hay que restarle los gastos de furgoneta, móvil, gasolina, ropa de trabajo, el alquiler de las máquinas de trabajo… Los autónomos, cuanto más baje el baremo de todo, menos cobran. Por eso se ha hecho la huelga, porque las condiciones son pésimas.

¿Cómo se relacionan Movistar, las subcontratas, los trabajadores y los falsos autónomos?

Actualmente Movistar tiene 10 contratas en España, y cada contrata tiene sus trabajadores, que son bien pocos; algunas incluso solo tienen 8, pero sí tienen 400 o 500 autónomos o un montón de empresas subcontratadas. Yo he leído que, solo en Catalunya, había más de 600 subcontratas, a parte de los autónomos, que habrá miles. Cuando éramos todos de empresa, hace unos años, se vendía el tema de que si te hacías autónomo ibas a ganar mucho dinero… Mucha gente cogía el dinero y se iba, y ahora se han arrepentido de lo que han hecho. Y luego están las subcontratas, que es una persona que negocia con la empresa y tiene a su cargo autónomos, a los cuales puede pagar como autónomos o como asalariados, pero al precio que quiera, trabajando sábados, domingos, y todo gratis. Y finalmente, están los autónomos, que negocian directamente con la empresa, y a cada uno les pagan lo que quieren. A estos les tienen muy puteados, porque incluso cuando un domingo a la tarde nadie quiere trabajar, les llaman, y si no van, les castigan tres o cuatro días sin trabajar. Se aprovechan de que si no trabajan, no cobran. Quieren que todo el mundo se haga autónomo para tener gente trabajando 24 horas, sin diferenciar festivos de laborales, mañanas o noches. Los puntos valen lo mismo, a cualquier hora o cualquier día.

¿Cómo se llega, con el nivel de desorganización que impera en la lucha obrera, a juntar todo esto?

La huelga empezó en Madrid el día 28 de marzo. Allí, prácticamente la totalidad, son autónomos y subcontratas. Trabajadores directos prácticamente no hay. Los mismos sindicatos que la empezaron allí hablaron con Barcelona. CGT se unió el 14. Hubo reuniones previas el día 7 de abril, para decidir si se iba a la huelga o no. En teoría se supone que, si se firma un acuerdo, todas las partes tienen que estar de acuerdo, trabajadores, autónomos y subcontratas. Ahí también la complicación que yo veo. En mi empresa solamente hay CCOO y UGT, aunque en mi empresa el delegado de CCOO apoya la huelga, porque él está igual de puteado que los demás.

Con estas condiciones lleváis más de 50 días en huelga. Movistar dice que ha negociado con los trabajadores… ¿Cómo ha sido?

Mi empresa en concreto no quiere negociar con nosotros. En la denuncia que hubo vino y no quiso sentarse con nuestro comité. Nuestra empresa es la más dura y no quiere trabajadores. Quieren que nos vayamos todos y nos convirtamos en autónomos.

¿Y la negociación que ha habido con CCOO y UGT, que dicen que han firmado?

Después de estar casi un mes en huelga, CCOO y UGT no se quisieron sumar a la huelga indefinida, hicieron varios días de huelga sueltos. Después de haber hecho 8 días, de dos en dos, dijeron que iban a hacer una huelga indefinida para presionar a Movistar pero, justo el día anterior a cuando iba a empezar esta huelga, el presidente de mi comité de empresa (de CCOO), nos presentó el borrador que iban a firmar para ver lo que nos parecía, habiendo muchas cosas abiertas. Esa misma tarde, sin él saberlo, los dirigentes estatales del metal ya habían firmado ese acuerdo con la patronal estatal del metal. Todo había sido un paripé, que sucedió en todas las empresas. Esa misma noche ya salió por todos los periódicos, que ya había acuerdo y la huelga iba a ser desconvocada. Todo eso sin saberlo los dirigentes de estos propios sindicatos en las empresas. Nos enteramos de esto porque, al día siguiente, la empresa le presentó a nuestro dirigente sindical el acuerdo firmado en Madrid. Todas las empresas, basándose en ese acuerdo, dijeron que la huelga estaba acabada y que ya se podía trabajar con normalidad.

¿Vosotros, con quién exigís que se negocie?

Lo lógico es con el Comité de Huelga y con los sindicatos que empezaron la huelga (CGT, CoBas y AST y algún sindicato del País Vasco). En cambio CCOO y UGT no se han querido unir a la huelga y se sientan en la mesa paritaria. Veremos cómo acabará el tema, porque aparecen allí ciertos puntos como la productividad, que no existe en el convenio del metal; como que no habrá sanciones a los trabajadores, cuando nunca las ha habido a los trabajadores en plantilla, etc. Esta mesa se reunirá, cada 15 días, para que en 6 meses haya un acuerdo por el que regirse.

¿Os habéis dado de baja de CCOO?

Ha habido gente que sí, pero hay otros de CCOO que apoyan la huelga.

El año pasado vuestros compañeros de Cotronic ya hicieron una huelga. ¿Qué ha pasado desde el año pasado hasta ahora, cómo ha evolucionado?

Entre los comités han ido hablando, y ya se llevan muchos años precarizando el sector. Yo creo que la huelga ya ha empezado por la última bajada de baremos, en la que los autónomos ya no tienen ni para comer, a pesar de hacer jornadas de 10 o 12 horas, festivos incluidos. Y claro, con el último contrato bucle, que le llaman, por el que ya te bajaban un 20-25%, ya se morían de hambre. Los comités han ido hablando, y al final todo el mundo se ha unido. En un principio era muy difícil hacer una huelga por la desunión, pero han apretado tanto que al final se ha hecho una huelga.

¿Cómo ves la lucha en un futuro próximo?

Yo lo veo complicado. En mi empresa solo somos 10 personas en huelga, el resto está trabajando. Al principio éramos 30 o 40. Tampoco puedes parar a 100 o 200 autónomos trabajando. Ahora lo que se está intentando es que, mediáticamente, se haga mucha presión con esto de la tienda, o en Barcelona, con el cambio político, que hay muchos partidos que nos apoyan. Se ha firmado el compromiso de las escaleras, en el que se han comprometido a no contratar nada con Movistar. Se intenta presionar, mediáticamente, porque es muy difícil parar a todo el que está trabajando. En cada calle, o en cada esquina, vestido de calle, en bici, en moto, como sea, puede haber gente trabajando, las hemos visto de mil maneras. Para parar a todo el mundo tendrías que tener a una persona en cada calle de cada ciudad. Ayer vino gente de la PAH, diciendo que se podrían hacer escraches a directivos altos o medios, para que presionaran a sus jefes; también se habló de parar y seguir en septiembre u octubre, etc. Hace dos o tres días, Movistar presentó una carta diciendo que quiere ayudar, a pesar de decir que no somos trabajadores suyos, y han presentado a una persona como mediador entre nosotros y las contratas, con la condición de que tenemos que abandonar la tienda. Dijimos que esta es nuestra única presión y que no, porque nos van a volver a engañar como la última vez.