El pasado miércoles 30 de Mayo, los Partidos presentes en el parlamento burgués fueron llamados a cumplir con su deber y a cumplir su papel en el apuntalamiento del sistema capitalista y del régimen del 78, que en franca decadencia se desmoronan inexorablemente. Asistimos a un festín de aves de rapiña del que surge el nombramiento de Pedro Sánchez como presidente de gobierno. A partir de ese momento un golpe de aire recorre el país, el grueso de la Clase Obrera parece respirar ante la sonrisa y las promesas de Pedro Sánchez, del resto de la burguesía socialdemócrata y de los poderes del estado burgués; pero lo que respira es la polvareda de un viejo pilar podrido que cae.

Como gestor de los intereses del Capital, su primera posición contra los intereses de las clases desfavorecidas, fue declarar, que gobernará con los presupuestos aprobados por esta cámara; presupuestos presentados y defendidos por el PP.

I

La salida de Mariano de La Moncloa, intempestivamente y por primera vez en la historia del Estado español, puede y tiene múltiples lecturas. No más al revisar los encabezados de los medios de comunicación se puede atender a diagnósticos psicológicos, grupales e incluso los más destacados, aquellos que hacen de la farándula política la quinta esencia del análisis.

Sin embargo existe la posibilidad de comprender lo que viene sucediendo en la "tierra de los conejos" desde la perspectiva del materialismo histórico y llegar a elementos más concretos que nos permitan entender de mejor manera las coincidencias entre el PP de Rajoy y el PSOE de Sánchez y, en última instancia la causa de este proceso que se expresa desde el momento en que entre el 2015 y 2016 la sociedad española vivió la pesadilla de no contar con un Ejecutivo en razón de unos resultados electoral demostrativos de la crisis política existente.

Dicha crisis política tiene su anclaje en una progresiva depreciación de la economía española. Economía sustentada históricamente en cinco sectores: el financiero con firmas expresivas como Santander, BBVA, Mapfre y la Caixa; el sector de la construcción con el grupo ACS a la vanguardia y Ferrovial, las empresas proveedoras de suministros básicos como Gas Natural-Fenosa, Repsol, Abertis, Telefónica y otras; el sector de la distribución con firmas como Inditex, Mango, Mercadona y el Corte Inglés y el sector turístico representado por Meliá y Barceló.

“… ETA perdió su rumbo político hace muchos años, no supo entender el cambio de las condiciones de la lucha y no aprovechó el amplio apoyo de masas que llegó a tener. Este final, de esta manera, pone en manos de la burguesía una herramienta más para fortalecer su dictadura y atacar a la clase obrera. Y los presos quedan en las prisiones como rehenes del Estado.” Editorial Mayo 2018 Unidad y Lucha

Es importante tener en cuenta que ETA durante el final del franquismo, y los primeros años de la transición, fue una organización respetada entre las y los trabajadores, no solo de EuskalHerria, sino también del resto del Estado Español y a nivel internacional. La traición hacia la clase trabajadora y los pueblos de España, que protagonizaba el PCE en esos años, se consumaba entonces con la aceptación de la Constitución y los Pactos de la Moncloa.

Determinados sectores vieron con buenos ojos que el monopolio de la violencia del Estado fuera respondido en el mismo terreno, por lo que se entendía como una organización que enfrentaba al fascismo, y que sí que tenía apoyo entre las masas populares de su territorio.

El capitalismo necesita al ser social ¨idiotizado¨ como forma intelectual y psíquica de dominación.

El Capitalismo para perpetuar su poder ideológico se vale de horas y horas de entretenimiento y actividad lúdicas.Son miles de horas de programación, miles de publicaciones y millones de inversión en la llamada nueva era de la información y del entretenimiento ( videojuegos) que como objetivo tiene el inocular valores morales e intelectuales, vulgares y/o llenos de orientaciones ideológicas que nos lleve a la implantación de una conciencia del alineamiento en la que damos como única e insuperable la conducta y sociedad capitalista.

La herramienta principal del capital para ¨idiotizarnos¨, es la televisión, ésta llamada caja tonta por algunos pseudo intelectuales autodenominados revolucionarios , pero nosotros denunciamos que de TONTA solo tiene la caja en la que es transportada a los hogares de millones de obreros y capas populares , este medio de ¨información¨ y entretenimiento como no puede ser de otra forma en la sociedad capitalista , está al servicio de la clase que ostenta el poder, el capital <burguesía> .

Desde esta, nos atomizan con millones de horas de una programación destinada a que la mayoría social la clase obrera abandone toda conciencia de rebeldía ante las injusticias llevadas a cabo por el capital.

La visita oficial de Petro Pososhenko a España forma parte de la rutina propagandística del gobierno golpista ucraniano en su necesidad de dar una imagen de normalidad que le refuerce de cara a la crisis interna con una legitimidad de la que carece. Ucrania agrede desde 2014 a las repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk, surgidas como autoprotección de la población rusa ucraniana ante el golpe de estado fascista patrocinado por la OTAN y la UE, que se ha convertido de hecho en una maniobra más de agresión a Rusia.

Donbass, la cuenca del rio Donetsk, región industrial y minera que ya se levantó heroicamente durante la Revolución Rusa y la Gran Guerra Patriótica contra los intervencionistas o invasores hitlerianos, se levantó contra el golpe en 2014 y a día de hoy sigue firme su lucha contra el régimen ucraniano.

A diario se producen bombardeos ucranianos contra la población civil de Donbass, violando los acuerdos de Minsk firmados por Ucrania tras su derrota militar de 2015. Según los observadores de la OSCE, este mes de mayo pasado 10 civiles han sido asesinados por la artillería ucraniana y otros 25 han resultado heridos.Entre los días 21 y 24 del pasado mayo se vivió el último intento del ejército de Ucrania y los batallones fascistas de romper el frente y asediar la ciudad de Garlovka. Al no conseguir su objetivo, una vez más, se cebaron en la población civil. Estas ofensivas tienen el visto bueno del Pentágono y deben entenderse en un marco general de amenaza y agresión constante a Rusia y a sus países aliados, en el marco de las pugnas interimperialistas.

 “Las mejores vistas de Madrid están aquí en Vallecas[...] Me parece más peligroso, Ana Rosa, el rollo de aislar a alguien, este rollo de los políticos que viven en Somosaguas, que viven en chalets, que no saben lo que es el transporte público, que no saben lo que cuesta un café”

No seré yo quien critique a una persona por comprarse un chalet por valor de 615000 euros, una cifra totalmente desorbitada para cualquier ciudadano medio por muy profesor de universidad que sea. Me parece totalmente lícito gastarse lo que a uno le parezca en lo que quiera si este dinero se lo ha ganado sin robar, sin engañar, fruto de su trabajo, pero ese no es el problema en el caso de Pablo Iglesias.

El problema es la coherencia con lo que se predica; Podemos se ha cansado de criticar cómo la clase política se aleja de la realidad de las personas conforme se asientan más en el sistema representativo; de cómo los políticos se erigen como una clase, esa casta de que hablaban, -y apoyándose en un discurso populista de austeridad en las instituciones han hecho creer que el problema eran los políticos, sus coches oficiales y sus viajes en 1ª clase, imponiendo su gestión “impoluta” y sus bicicletas.

Ese discurso a mi parecer es muy peligroso porque por un lado no soluciona el problema de origen, que no es ni más ni menos que el sistema de producción capitalista; por otro lado siempre puede llegar alguien con mucho poder económico que pueda superar esa propuesta de austeridad, alguien que no necesite cobrar de la política y hacerlo gratis.

No es la primera vez que se escucha a alguien decir que si Amancio Ortega fuera presidente del gobierno todo iría mejor porque es un tío que sabe gestionar, a Donald Trump me remito ¿os imagináis a Florentino Pérez al frente del gobierno? Los intereses de la clase dominante puestos directamente en el gobierno.

Estar contra el fascismo sin estar contra el capitalismo, rebelarse contra la barbarie que nace de la barbarie, equivale a reclamar una parte del ternero y oponerse a sacrificarlo.”
Bertolt Brecht

Como dice Bertolt Brecht en su cita, el fascismo está estrechamente relacionado con el capitalismo. Ese fascismo es utilizado por el capital contra el movimiento obrero organizado cuando este empieza a emerger fruto de la crisis del capital y la agudización de las contradicciones de este y no le es posible controlarlo mediante la democracia liberal. Por eso es un elemento que nunca desaparece de la sociedad y que no lo hará mientras el capitalismo esté presente; es el caso de la España franquista, de la Alemania nazi y de la Italia fascista de los años 30 - 40 y de cómo el fascismo va aumentando a medida que las contradicciones aumentan, en este caso al calor del crack del 29. En la actualidad sucede algo parecido, desde la crisis de 2007, a pesar de la mala posición que tenía el movimiento obrero tras las caída del referente Soviético en 1991, el movimiento obrero viene en alza ante la escalada de explotación y represión por parte del capital y del estado.

Un estado que en su origen nace como mediador de los intereses irreconciliables de una clase y otra, es decir, es el organismo que se encarga de crear el consenso social. Ese consenso social no es ni más ni menos que lo que es aceptado socialmente, es decir, el resultado de la negociación de los intereses de ambas clases puestas en el plano material de mutuo acuerdo. Sin embargo, si lo analizamos objetivamente este está dominado por una mayoría que es funcional a la clase dominante.

El Fascismo-Catolicismo gran español  alimentó intelectualmente a los agentes  golpistas, subversivos de Abril del 1936. Los mismos fascista-católicos que durante la contienda y posteriormente alimentaron y encabezaron el pasaje histórico más negro vivido en España en la historia contemporánea  o quizás en toda su historia.

Estos Católicos-Fascistas  nuevamente con la cruz en la mano como hiciera siglos atrás allá en ultramar, sometieron al pueblo trabajador y sus aliados al genocidio más grande que la península jamás había vivido.  Son cientos de miles <150.000>los trabajadores e intelectuales que aún yacen en las cunetas, cientos de mujeres e hijos de los asesinados fueron sometidos a todo tipo de humillaciones públicas y privadas, cientos de miles de trabajadores que como delito fueron acusados de defender la democracia fueron torturados y encarcelados en campos de exterminio. Al pueblo trabajador se les sometió a todo tipo de tortura y aplicación del terror. Durante décadas en las conciencias de los trabajadores, de las familias de los torturados y asesinados el miedo quedó impreso. Un terror fantasmal que tenía su expresión latente en los asesinos vestidos de verde con capa SS franquista, que recorrían los caminos y calles, los que con toda impunidad, apaleaban, violaban, robaban.

Todas las familias obreras y campesinas tienen una historia que contar, historia que han intentado desde el poder vigente silenciar, ¿de alguna forma son cómplices, son herederos de los criminales?  

El siglo XIX fue el de los textos teóricos y políticos, que alentaban revoluciones de las mayorías, oprimidas, contra terratenientes, poderes religiosos y desarrollo de un capitalismo opresor y cada vez más poderoso. Explotados, tratados sin piedad, incluso niños, no quedaba otra salida que desatar la violencia contra la violencia institucional en el trabajo y en las formas de vida.

Marxismo, anarquismo, socialismo revolucionario y en las colonias violentas insurrecciones contra los grandes nacionalismos opresores.

Subcategorías

ESTO SON LOS DETALLES DE LA CATEGORÍA "Actualidad"