Compartir

El jueves 12 de octubre de 2017 murió nuestro camarada Blas Alvarez Moreno.

En primer lugar nuestro apoyo y cariño a su compañera y camarada Carmen.

Nace en 1932 en un ambiente familiar republicano y comunista en Madrid, siendo el mayor de dos hermanos vive de niño el cerco fascista a Madrid con todas sus penurias. Sufre todavía mas penurias toda la década de los cuarenta cuando muere su madre, matan a su tío y encarcelan a su padre. Su padre lucha por la República llegando a ser Capitán del Ejercito Republicano. Lucha por la liberación de Francia del nazismo y en 1945 lo detienen en el Valle de Aran con los guerrilleros llegados de Francia. Condenado a 30 años, cumple 9 terminando en la cárcel de San Miguel de los Reyes en Valencia, de donde sale en 1954 y se había establecido su familia. Blas y su hermana Rosario desde adolescentes visitan a su padre en la cárcel e ingresan en las Juventudes comunistas y en 1952 Blas se organiza en el Partido. Su hermana Rosario, con dos compañeras más de Valencia, asiste en Moscú al  Congreso Mundial de la Juventud Comunista celebrado en 1957 y a la vuelta nada más pasar la frontera a España son detenidas interrogadas y llevadas a prisión en la Modelo de Valencia donde están sobre seis meses, saliendo en libertad condicional.

En ese mismo año hay detenciones en Valencia y Blas es detenido, estando en la cárcel Modelo sobre 30 días y puesto en libertad por falta de pruebas.

La policía franquista vuelve a detener a Blas en su puesto de trabajo en Renfe, donde trabaja en los talleres de la Fuente de San Luís de mecánico. La detención sucede el 4 de septiembre de 1958, esta vez forma parte del Expediente que procesara a 10 miembros del PCE por “Actividades Extremistas” . Es condenado a 3 años por Rebelión Militar y por redención de pena (trabajo) cumple 1 año, 9 meses y 17 días pasando por las cárceles de Modelo de Valencia, Carabanchel Madrid y el penal de Burgos.

A su salida se presenta en su puesto de trabajo en Renfe y es despedido, teniendo que trabajar en múltiples empleos, vendiendo lavadoras, zapatos de casa en casa, de viajante...vuelve a su antiguo puesto de trabajo en RENFE por la amnistía en la transición. Se jubila en Renfe en 1995.

A la salida de la cárcel vuelve a la militancia comunista en la clandestinidad. Es un activo sindicalista en CCOO de Renfe y luego en la Federación de Jubilados y Pensionistas.

En el PCPE ingresa encabezando 60 cuadros del PCPV-PCE tres meses después de crearse el PCPE , en marzo-abril de 1984. Desde entonces hasta su muerte ha sido un cuadro del Partido desempeñando todas las tareas encomendadas y participando activa y con firmeza revolucionaria en todas las actividades del partido mientras que su salud se lo ha permitido.

Por sus posiciones clasistas , honradez y su firmeza en Renfe, en el comité de empresa, en CCOO, y entre los comunistas y revolucionarios, es recordado muchos años después con respeto por cuantos le conocimos.

Es todo un ejemplo de militante comunista.

Un gran ser humano.

Honor y gloria al camarada Blas