Compartir

A pesar del silencio de los medios, el pueblo de Palestina continúa luchando contra el invasor sionista y contra el bloqueo impuesto por la propia entidad sionista con el apoyo del imperialismo, sobre todo norteamericano.

Recordamos la lucha día a día del pueblo palestino en el Centenario de la Gran Revolución Socialista de Octubre, épica gesta del pueblo ruso conducido por los bolcheviques, porque también este año se ha cumplido otro centenario (en este caso fatal), como fue la Declaración Balfour del 2 de noviembre de 1917, que ponía los cimientos del imperialismo para crear el estado sionista, y concluía los acuerdos Sykes-Picot firmados el 16 de mayo referente a la repartición de la zona por los ejércitos coloniales ocupantes de Oriente Próximo. El imperialismo terminaba diseñando el mapa de la zona donde se iba construyendo el portaviones imperialista que se terminó de fabricar en 1948. Entre dos guerras mundiales, el imperialismo trazaba los designios del pueblo palestino y del mundo árabe en su conjunto.

La lucha del pueblo palestino se ha desarrollado desde esa época. Ya en 1936 se produce una huelga general que llegó a durar seis meses, y posteriormente, alcanza episodios relevantes tanto con la ocupación colonial británica, como con la sionista. La creación en 1948 de la entidad sionista en la zona se consolidó con la llamada política de “tierra quemada”, destruyendo más de 500 aldeas y obligando a un éxodo forzoso al 85% del pueblo árabe de Palestina, que se tuvo que refugiar en los países vecinos. La represión sionista no se limitó a forzar el exilio, sino que la padecieron de manera cruel los palestinos que permanecieron en sus tierras, al sustraérseles sus pertenencias y herramientas de trabajo.

Este 29 de noviembre también tenemos los revolucionarios y antiimperialistas que recordar el 70 aniversario de la resolución 181 de la Asamblea General de Naciones Unidas de 1947 que determinaba la partición del territorio y la creación de 2 estados. Por ello, el 29 de Noviembre de cada año es el Día Internacional de Solidaridad con el Pueblo Palestino. Esta resolución se ejecuta en el contexto del final de la Segunda Guerra Mundial y de los primeros años de lo que se ha denominado Guerra Fría, y que no es más que una expresión de la lucha de clases a escala mundial.

Las posteriores guerras, ocupaciones e incursiones del ejército de la entidad sionista en los países fronterizos donde residían núcleos importantes de población palestina, han conducido a una posición de actual impasse diplomático que sigue agravando las condiciones de vida de los palestinos en la franja ocupada de Cisjordania y de Gaza.

La histórica lucha del pueblo palestino requiere una acción más comprometida de la solidaridad internacionalista. Las organizaciones populares y de clase del pueblo palestino como es el Frente Popular para la Liberación de Palestina (FPLP) necesitan el apoyo sin fisuras para ir avanzando en la derrota del sionismo y del imperialismo. De la retórica de la solidaridad hay que caminar hacia la creación de estructuras en el espacio antiimperialista que retomen la lucha, reconsiderando, si es necesario, postulados que se aferran a la legalidad internacional que hasta el momento no ha resuelto el problema de Palestina.

El PCPE viene presentando desde hace tiempo la necesidad de crear el Frente Mundial Antiimperialista que, liderado por las organizaciones comunistas y revolucionarias, ayuden a generar las condiciones favorables al pueblo palestino con la bandera del retorno de los exiliados y de las reivindicaciones políticas que le libere del yugo imperialista y sionista y de las traiciones de la propia burguesía palestina, que actúa como “quintocolumnista” dentro de las organizaciones unitarias, principalmente la OLP.

Secretaría Internacional