Compartir

En nuestro X Congreso, celebrado en junio de 2016, pusimos de relieve la importancia que tiene la presencia del Partido en los barrios obreros y populares.

En los barrios obreros de nuestras ciudades y pueblos, las organizaciones obreras y populares deben forjar una alianza social enfrentada al poder capitalista, y es tarea del Partido organizar esta alianza avanzando hacia el Frente obrero y popular por el Socialismo.

Esta presencia del Partido en los barrios tiene que ser entendida por la clase obrera como algo natural en una lucha codo con codo por los problemas de desempleo, vivienda, urbanismo, sanitarios, educativos, culturales, medioambientales, de género, de orientación sexual, juveniles, de la población migrante, racismo y xenofobia, etc.

La forma organizativa territorial en la que el Partido Comunista propone articular el movimiento de masas son los Comités Populares, que deben articularse como un movimiento de masas en sí mismo, que a través de la organización y la lucha aglutine las demandas obreras y populares.

Es en este sentido en el que las Células del Partido en Gran Canaria intervienen en los barrios donde tienen una presencia y desarrollan una labor constantes, como por ejemplo, la venta todos los meses de la prensa del Partido, el periódico Unidad y Lucha.

Por un lado, la Célula Andrés Alvarado Janina, lleva dos años llevando a cabo una importante labor en los barrios del Cono Sur de Las Palmas de Gran Canaria, en torno a la reivindicación por la recuperación de la “Casa del Niño”, edificio histórico actualmente abandonado y vandalizado, y que desde siempre ha tenido una función asistencial. El objetivo de esta lucha es rehabilitar este edificio y destinarlo a un uso socio-cultural para los vecinos y vecinas de estos barrios, los cuales carecen de equipamientos tan importantes como guarderías, comedores populares, salas de teatro y cine, locales de ensayo, espacios polivalentes para reuniones de los colectivos vecinales, etc.

Se ha organizado una plataforma en la que participan numerosas organizaciones vecinales, culturales y deportivas prácticamente todas las que existen en los diecisiete barrios del Cono Sur, con la determinación de conseguir que esta lucha sea un éxito.

Por otro lado, la Célula Eduardo Suárez participa de forma activa, a través de varios de los y las camaradas, en la Plataforma vecinal de Las Rehoyas, creada con motivo de la propuesta de Rehabilitación del barrio por parte del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria en 2012.

Los vecinos y vecinas, entre los que también se encuentran miembros del Partido, vieron con preocupación esta propuesta del Ayuntamiento, por lo que decidieron crear esta Plataforma, y así poder tener capacidad de intervención y decisión sobre la forma en cómo se ejecutará la reposición de su barrio.

Se realizan periódicamente asambleas, que consiguen una amplia participación vecinal, para decidir el tipo de barrio en el que quieren desarrollar su vida, alerta siempre, de no ser engañados, como ya ha ocurrido en otras ocasiones.

La Plataforma cuenta con la colaboración de técnicos, y ahí el Partido también ha hecho su aportación, presentando a los vecinos una propuesta de barrio comunitario, con las viviendas situadas en torno a un parque, donde se situarán los equipamientos sociales y culturales, rompiendo con el típico barrio de almacenamiento de la fuerza de trabajo, que es el modelo que siempre se ha aplicado en Canarias.

En estos barrios el Partido ha ido ganando influencia, y en muchas ocasiones contamos con los vecinos y vecinas en otras actividades del Partido, en la ayuda en los procesos electorales y en las movilizaciones participando en nuestro bloque, lo que nos permite avanzar en la organización diaria de la clase obrera, y en el ejercicio del papel de vanguardia al que aspira nuestro Partido, aunque aún nos queda camino por recorrer.

S.I.