Compartir

A finales del 2016 se dieron importantes luchas en este sector y, lejos de desaparecer, están empezando a tomar otra vez impulso. El pasado 26 de Enero la CGT, que es unos de los sindicatos con importante presencia en este sector, convocó una huelga estatal para seguir las luchas del año pasado, esta vez no se dio la tan necesaria unidad sindical, que es la mejor forma de seguir la lucha. La patronal del sector (ACE) se niega a ceder hasta en la más mínima reivindicación, como el mantenimiento del nivel adquisitivo de los salarios en comparación de las últimas subidas del IPC. Reivindicaciones como las necesarias licencias por motivos médicos son rechazas a esta patronal del sector que se mueve en el IBEX 35 y amasa beneficios por valor de más de 2.500 millones de Euros. Quitar incentivos en vacaciones cuando los tribunales burgueses le han dado la razón a los sindicatos, perder días festivos anuales… así sigue la cerrazón de estos capitalistas. Las grandes empresas multinacionales del sector quieren precarizar aún más un convenio ya de por sí precario y por años estancado.

En los próximos meses la lucha aumentará y es necesaria la unidad obrera en el sector, los CJC y el PCPE estará allá donde haya una movilización en estos centros de trabajo que mueven a casi 100.000 trabajadores y trabajadoras en todo el Estado. Apenas sus sueldos llegan a 700 € y tienen que sufrir jornadas de doble turno, de más de 11 días sin descanso y donde, en un sector donde la mujer trabajadora es mayoría, conciliar la vida familiar con la laboral se hace harto difícil, por no decir casi imposible.

Animamos a que no decaiga la lucha y sirva este colectivo de trabajadores y trabajadoras de acicate para la necesaria unidad obrera, cunda la solidaridad y apoyo a sus reivindicaciones frente a la oligarquía capitalista que nos quiere cada vez más esclavos.

Quique MC