Compartir

El Partido Comunista de los Pueblos de España tiene presencia en los barrios obreros todos los días del año, de cualquier año, haya o no elecciones, además de trabajar directamente con la clase obrera en sus centros de trabajo también lo hacemos allí donde vive y desarrolla su vida cotidiana y buena parte de su ocio.

 

En todos ellos vemos el mismo panorama, barrios y pueblos periféricos que carecen de las infraestructuras necesarias que permitirían unas dignas condiciones de vida de la clase obrera. Vemos las consecuencias reales que la crisis del capitalismo y la gestión que han hecho de esta los gobiernos de la burguesía: miseria, paro, hambre, desigualdad, necesidades básicas insatisfechas, opresión, falta de expectativas y esperanzas.

Recorremos barrios con niveles de paro que alcanzan en algunos casos de hasta un 60%, con un alto porcentaje de núcleos familiares sin ningún tipo de ingresos, paro que alcanza el 80% en el caso de la juventud, a la que se le niega cualquier posibilidad de vida independiente y desarrollo personal y colectivo. La falta de futuro y de perspectivas lleva a muchos jóvenes de clase obrera a la drogadicción y la marginación.

La situación de desigualdad de la mujeres es cada vez más complicada, dado que está aumentando el paro femenino, están obligadas a aceptar los trabajos más precarios, menos valorados y peor pagados, obligadas a asumir todavía una mayor carga en el trabajo no remunerado, el trabajo de cuidados tanto familiar como social. El progresivo desmantelamiento de las políticas sociales y la privatización de los servicios suponen una sobrecarga en la vida de las mujeres trabajadoras que las somete a altos niveles de estres. Dado el clima generado por la crisis y la mentalidad machista que genera el patriarcado las mujeres, tanto adultas como jóvenes, sufren cada vez más agresiones, siendo la violencia de género un grave problema en su vida cotidiana.

La mayoría de obreros y obreras, gracias a las políticas pactictas de los grandes sindicatos, tienen salarios de miseria, tienen dificultades para pagar gastos habituales como el agua o la luz, no digamos ya afrontar gastos extras, como ir al dentista. La mayoría no llega a fin de mes y no pueden proporcionarle una alimentación adecuada a sus hijos e hijas.

Los desahucios continúan y a diario, vemos cómo se pretende expulsar a familias trabajadoras de sus hogares, por no poder pagar la hipoteca o el alquiler, sin que las administraciones hayan adoptado medidas serias para detener esta situación, al tiempo que miles de viviendas permanecen vacías. Las instituciones de la burguesía solo favorecen con rebajas fiscales y ayudas económicas directas, a empresarios y bancos, mientras eliminan las ayudas sociales y las que se mantienen se dan desde una perspectiva caritativa que genera dependencia y sumisión.

Esta realidad es la que observamos las y los militantes del Partido al acercarnos a los trabajadores y trabajadoras en los lugares donde desarrollan gran parte de su vida. Los escuchamos, no para prometerles que solucionaremos todos sus problemas, como suelen hacer falsamente los partidos del sistema, nos acercamos para explicar que el capitalismo en su actual crisis sistémica con sus gobiernos burgueses de turno, harán cuanto necesiten para reflotarlo y en su afán de acumulación de beneficios se apropiaran todo lo público, todo lo que crea la clase obrera con su trabajo diario, esta es la verdadera raíz de la situación que sufren.

Intervenimos para apoyar sus luchas y reivindicaciones, para elevar su conciencia de clase; que como trabajadoras y trabajadores no podemos esperar nada de los políticos burgueses corruptos. Si no reclamamos, si no exigimos, no conseguiremos nada, en nuestras manos está organizarnos para buscar soluciones y mejorar nuestras condiciones de vida.

Desde el PCPE-CJC, con nuestro trabajo diario, y ahora también en campaña electoral, insistimos en el llamamiento a la clase obrera y los sectores populares a organizarse en los barrios, a crear Comités de Unidad Popular (CUP) para cambiar esta realidad de miseria y exclusión. Comités de Unidad Popular que luchen y desde la base organicen todas aquellas medidas de carácter urgente en los barrios. Nuestras propuestas:

Empleo: 

  • Puesta en marcha de programas de empleo público con prioridad para las familias con todos sus miembros en paro.

  • Rescatar para lo público todo los servicios privatizados, dando prioridad a aquellos relacionados con el trabajo de cuidados como guarderías, sanidad, educación, centros de mayores, centros de atención a la diversidad funcional, centros de atención a las drogodependencias, etc.

Vivienda:

  • Creación de parques públicos de vivienda, fomento del alquiler social, fomento de la autoconstrucción.

  • Rebaja del IBI en la vivienda habitual, hasta su gratuidad en las familias con una sola vivienda, e incremento del 100% en el caso de la segunda vivienda vacía. 

  • Impulso de las moratorias en el pago de hipotecas y suministros básicos para los trabajadores y trabajadoras que no puedan hacer frente a los mismos.

Planes de choque ante situaciones de desabastecimiento y pobreza:

  • Becas suficientes para material escolar.

  • Comedores escolares todo el año en todos los niveles de la educación obligatoria.

  • Creación de Comedores Populares gestionados de forma directa por los propios vecinos y vecinas.

  • Fijación del salario medio (1200 euros/mes) como criterio básico para el acceso a ayudas.

  • Gratuidad del transporte público para trabajadores y trabajadoras en paro o con contratos basura, estudiantes y pensionistas y jubilados.

  • Impulso de la prestación de desempleo de carácter indefinido.

  • Cobertura total de las necesidades educativas y sociales de la infancia y la juventud sin coste para las familias.

El PCPC-PCPE, pide a las trabajadoras y trabajadores su voto, ya que es la organización que defiende sus intereses, no los usaremos para alcanzar las instituciones y después olvidarlos como hacen el PP, PSOE, UPyD, CIU O Coalición Canaria. Los y las comunistas luchamos por un cambio real sistema del sistema capitalista, no proponemos cambios estéticos y puntuales que nos lleven a un pequeño espacio en el reparto del poder, a lo que aspiran IU, Ciudadanos o Podemos.

El PCPC-PCPE continuara su acción en los barrios populares más allá del 24 de mayo, participará en las movilizaciones y conflictos de la clase obrera, apoyando y potenciando la organización popular, seguiremos luchando por el Socialismo, único modelo social en el que los intereses de la clase trabajadora estarán garantizados, una nueva sociedad donde el ser humano y no el capital será el centro.

Tatiana Delgado, candidata del PCPC-PCPE

Parlamento de Canarias por Tenerife.